Ciencia & Tecnología Nacional Noticias

El experimento que hizo Trump lo hicieron en pacientes de covid en Bogotá

Un médico decidió darles dióxido de cloro a enfermos de covid-19 en un ensayo clínico fraudulento.

Cuando hace unos días el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sugirió suministrarles sustancias similares a desinfectantes a los pacientes con covid-19 para matar el coronavirus, desconociendo los enormes riesgos para la salud que esto podía representar, el mundo científico lo tomó como otra salida en falso del mandatario.

Al día siguiente, el 25 de abril, se reportaron en Nueva York 30 casos de personas intoxicadas por consumir cloro y productos de limpieza, en la misma vía que propuso Trump sin evidencia científica alguna.

Lo que no se sabía hasta ahora es que varias semanas antes de que el jefe de Estado norteamericano saliera con esta perla, al menos tres pacientes en un hospital en el sur de Bogotá ya eran parte de un ensayo clínico fraudulento, según han señalado las autoridades. A ellos, personas diagnosticadas con covid-19, un grupo de médicos les estaban suministrando dióxido de cloro, saltándose todos los protocolos de investigación.

Sugirió este tratamiento a tres pacientes, los cuales aceptaron de manera libre las recomendaciones que dicho profesional realizó en su momento y a su vez contó con el consentimiento de los mismos

La historia de este peligroso experimento comenzó a comienzos de abril, cuando el médico Yohanny Andrade, contratista de la Fundación Hospital San Carlos y quien había dado positivo para covid-19, utilizó el dióxido de cloro -un producto similar a un desinfectante, según la FDA- como tratamiento en sí mismo.

La historia de este peligroso experimento comenzó a comienzos de abril, cuando el médico Yohanny Andrade, contratista de la Fundación Hospital San Carlos y quien había dado positivo para covid-19, utilizó el dióxido de cloro -un producto similar a un desinfectante, según la FDA- como tratamiento en sí mismo.

“Luego, de manera individual sugirió este tratamiento a tres pacientes, los cuales aceptaron de manera libre las recomendaciones que dicho profesional realizó en su momento y a su vez contó con el consentimiento de los mismos. Dichos pacientes fueron contactados por la Dirección Científica de la Fundación, quienes corroboran su consentimiento y se encuentran en buenas condiciones de salud”, confirmó la institución.

“La Fundación Hospital San Carlos no avala esta práctica, no hay ningún documento oficial de dicha investigación en la institución, ni tampoco cuenta con autorización para el desarrollo de la misma. Dicho producto no existe dentro de la institución, es decir, que no se ha adquirido, ni almacenado”, asevera el hospital en comunicado.

Trump

El presidente Donald Trump ha recibido críticas por las “sugerencias” médicas que viene haciendo como posibles curas para el coronavirus.Foto:

Bloomberg